Existen ciertos tipos de lesiones recurrentes al desempeñar actividades laborales cuando no se protegen los pies de forma adecuada, para lo cual se aconseja utilizar calzado industrial.



Tener huesos rotos, pies aplastados, amputaciones de dedos o el pie completo es algo muy frecuente en el sector de la construcción, el ámbito forestal, litoral, pescar o en operaciones petroleras sin el calzado apropiado.



También se dan los cortes, laceraciones y dedos del pie rotos al manipular equipos como sierras, podadoras de césped rotativas y otros aparatos. De igual forma existen las quemaduras químicas y salpicaduras de metales al rojo vivo u otros materiales inflamables y explosivos.



Las descargas provocadas por electricidad estática o tras un contacto directo con la fuente sin tener zapatos industriales es una lesión habitual en albañiles, electricistas y oficios relacionados.



En Uniformes Industriales y Calzado Unimarti tenemos los zapatos ideales para proteger a tu personal, llámanos con el fin de darte mayor información.